Alza gasto farmacéutico

Se mantiene la tendencia al alza del gasto farmacéutico

La crisis sanitaria del Covid-19 marcó el año pasado. El gasto farmacéutico a través del sistema nacional de salud en 2020 fue de 11.077 millones, factura un 2,63% superior a los 10.794 millones de euros que se registraron en 2019. El comportamiento, en lo que a incremento se refiere a niveles generales, fue muy similar en ambos años.

Gasto farmacéutico en España

Las farmacias reciben cada día más de 2,3 millones de ciudadanos a quienes les dispensan sus medicamentos y ofrecen educación sanitaria, fundamental en escenarios como el actual. El gasto farmacéutico a través del Sistema Nacional de Salud (SNS) lleva desde 2014 en crecimiento. En 2020 fue de 11.077 millones de euros, cifra que empieza a acercarse a los 11.135 de 2011 y que se aleja de los 9.771 de 2012.

Esta actividad asistencial se complementa con esos 263 millones de consejos sanitarios que cada año ofrecen las farmacias sin que haya dispensación y que generan un importante ahorro al SNS“, asegura Jesús Aguilarpresidente del Consejo General de Farmacéuticos. Además, “otros muchos servicios son ofrecidos por las farmacias que no siempre son conocidos, como las pruebas rápidas de VIH, el cribado de cáncer de colon o los programas de deshabituación de drogas con la dispensación de metadona“. Sugiere que nos encontramos en un contexto sanitario de reformas y de transformación que se ha acentuado con la pandemia.

La importancia de los farmaceuticos

En su intervención, el pasado 22 de junio, por la entrega de Premios Panorama 2020 y las Medallas del Consejo y por su toma de posesión, tras ser reelegido en el cargo, subrayó que “la vacunación, la responsabilidad de los españoles y los avances de la ciencia médica y farmacéutica nos aproximan al final de una pandemia que nos ha hecho un daño profundo en todos los ámbitos“. Avisó de que “ninguna reforma del SNS será completa ni efectiva si no se cuenta con los farmacéuticos”.

Aguilar argumentó que, si queremos dotar de mayor capacidad y eficiencia a la Atención Primaria, “tenemos que conseguir una mayor coordinación entre los profesionales sanitarios de farmacias y de los centros de Salud, promoviendo los servicios profesionales farmacéuticos asistenciales desde la farmacia comunitaria“.

Ofreció datos para justificar su petición. Cuando el farmacéutico participa en la adherencia a los tratamientos, mejora en un 50% el cumplimiento por parte de los pacientes. Cuando el farmacéutico colabora en la conciliación de la medicación tras el alta hospitalaria, se evita la mayor parte de los errores. Cuando el farmacéutico realiza seguimiento de los tratamientos a los pacientes, se pueden ahorrar hasta 2.272 millones de euros al SNS, más del 3% del gasto sanitario público total o cerca de un 20% del gasto ambulatorio en medicamentos. Añadió que, haciendo seguimiento farmacoterapéutico en la farmacia, se reduce en más de un 54% los problemas de salud no controlados, en más de un 53% los pacientes que acuden a urgencias y en casi un 60% los pacientes hospitalizados. Recordó que “sin sostenibilidad sanitaria no existe ni sostenibilidad social ni económica“.



TAMBIÉN LE PUEDEN INTERESAR ESTAS OTRAS NOTICIAS Y ARTÍCULOS