La farmacia europea se adapta a las dificultades

El momento que vive el sector farmacéutico es uno de los más complejos de su historia. Las reglas de juego están cambiando. Para Carmen Peña, presidenta del consejo general de colegios oficiales farmacéuticos de España, la caída de los precios de los genéricos está llevando a un descenso de la remuneración que evidencia la necesidad de reformas en el sistema sanitario que poco tienen que ver con las impulsadas desde la Administración. «Debemos avanzar hacia el valor añadido. La excelente labor que estamos prestando al sistema sanitario ha de tener una remuneración añadida a la del medicamento´´.

En algunos países de nuestro entorno en situación similar, algunas cosas van más allá que en España. John Chave, secretario general de la Agrupación Farmacéutica de la Unión Europea (PGEU), afirma que «para la mayoría de los estados europeos, el pago es un margen del producto. Si la remuneración está vinculada al precio del medicamento y el de los genéricos ha disminuido de forma drástica, significa que la remuneración también cae en picado. Este hecho se hace especialmente patente en países como Irlanda y Alemania. El caso de Finlandia también es muy significativo, puesto que ha pasado al mantenimiento mediante márgenes por el descenso en los precios de los genéricos´´.

Algunos mayoristas buscan mantener su margen a costa de la Oficina de Farmacia, saltándosela para llegar directamente al cliente final. Es el caso de Gran Bretaña. Dar valor a la distribución, conseguir que sea vista como una central de servicios, disminuir gastos y aumentar la productividad son algunas de las claves para hacer frente a la crisis del sector. Lamentablemente, el Estado parece no verlo del mismo modo.

La solución podría pasar por revalorizar a la distribución y presentar al Estado cuáles son los mínimos márgenes operativos actuales para distinguir entre los márgenes de distribución y los de farmacia. Para minimizar el impacto en el futuro se propone la creación de un Plan Estratégico Conjunto que cambie la percepción que la Oficina de Farmacia tiene de la distribución como una simple central de compras para que sea percibida como una central de servicios.



TAMBIÉN LE PUEDEN INTERESAR ESTAS OTRAS NOTICIAS Y ARTÍCULOS